La jurisprudencia de Dios halla su cumplimiento en el amor

La jurisprudencia de Dios halla su cumplimiento en el amor

TranscripciГіn ACI Prensa/EWTN Noticias

old dating site in usa

En sus palabras previas al rezo de el ГЃngelus, junto a los cristianos reunidos en Castel Gandolfo, Benedicto XVI seГ±alГі que la jurisprudencia de Dios, que « emerge » en la ceremonia de la Palabra sobre este domingo, « encuentra su total cumplimiento en el amor ».

El Santo progenitor subrayГі que « la jurisprudencia de Dios es su expresiГіn que guГ­a al hombre en el trayecto de la vida, lo hace proceder sobre la esclavitud del egoГ­smo asГ­В­ como lo introduce en la ‘tierra’ sobre la verdadera liberaciГ­Віn desplazГЎndolo hacia el pelo de la vida ».

« Por esto en la Biblia la Ley no serГ­В­a ojeada como un lastre, la restricciГіn oprimente, sino igual que el don mГЎs precioso del SeГ±or, el testimonio sobre su apego paterno, sobre su voluntad sobre quedar cercano de su paГ­s, sobre acontecer su Aliado asГ­В­ como redactar con el novio la biografГ­a de amor ».

Benedicto XVI recordГі que « en el Antiguo Testamento, aquel que en sustantivo de Dios transmite la jurisprudencia al pueblo es MoisГ©s », en el comienzo de la tierra prometida.

« desplazГЎndolo hacia el pelo he acГЎ el impedimento cuando el pueblo se establece en la tierra, desplazГЎndolo hacia el pelo serГ­В­a depositario sobre la normativa, se notan tentado a poner su protecciГ­Віn asГ­В­ como su alegrГ­a en algo que debido a nunca es la expresiГіn de el SeГ±or en los bienes, en el lograr, en diferentes ‘divinidades’ que, en realidad son vanas, son Г­dolos ».

El Papa indicГі que cuando el adulto pone ante su protecciГіn en esos falsos dioses « la normativa de Dios permanece, No obstante debido a nunca es lo mГЎs fundamental, la regla sobre vida; se convierte mГЎs bien en un cubierta, una cobertura, mientras la vida sigue otros caminos, otras reglas, intereses individuales asГ­В­ como sobre grupo con repeticiГіn egoГ­stas ». Continue reading « La jurisprudencia de Dios halla su cumplimiento en el amor »